CONTANDO UNA EXPERIENCIA

Ir a Presentación    Ir a Página Literaria    Mitos, cuentos, leyendas y narraciones

 

Antonio Goicochea Cruzado*

 

El 27 de agosto del 2011, asistía a una conferencia-taller del Mg. Mauro Céspedes que en la Biblioteca Municipal de La Merced – Chanchamayo, desarrollaba para los profesores de la UGEL Chanchamayo. El conferenciante trabajaba la creación de cuentos con la estrategia de dos palabras motivadoras que no guardaren relación alguna.

 

Me propuse, también, participar en el reto. Vinieron a mi mente: ÁRBOL, ALARIDOS, quizá por empezar con la primera letra del alfabeto, ahora no encuentro la razón, sólo veía que no guardaban relación.

He aquí la creación.

“EN LA TRANQUILIDAD DEL BOSQUE, EN UNA NOCHE ESTIVAL”(*)

Plateado de luna, como el resto de los árboles del bosque; mecido a la suave brisa de la noche estival, contemplaba la planicie límite del bosque que, antes preñado de verdes y de flores, cantaba a la vida, y hoy de sienas y de abrojos parecía que en silencio decía sus lamentos.

Veía nuestro protagonista cómo había cambiado el paisaje.

-Así cambia el entorno, se decía.

Desde hacía no muchas lunas que observaba cómo los habitantes de los prados y bosques soportaban una sequía que les remilgaba alimentos.

Sus cavilaciones fueron interrumpidas por unos alaridos que desde lejos empezaban a inundar prados y bosques y a medida que se acercaban cubrieron de pavor el ambiente. Tembló de hojas a raíces, de los pelos a los calcañares, dirían los hombres.

Pronto se dio cuenta del origen de tremendo barullo: una jauría de lobos hambrientos perseguía a un cervatillo que por más que corría y saltaba como una gacela, en su intento vano de esquivar las fauces de sus perseguidores, caía.

A dentelladas y jaloneos, presa de los hambrientos cánidos que soltaron riendas a sus hambres contenidas, quedó convertido en óseos despojos desperdigados en las hierbas secas, los que como todo, también se bañaron de luna.

Otra vez el silencio y la brisa estival acariciaron los bosques. En sus cavilaciones de sempiterno observador, se dijo:

-Así es la vida pues.

 (*) El título lo coloqué al terminar mi tarea.

------------------------

 

*Antonio Goicochea Cruzado, ha sido antologado en "Literatura Actual de Cajamarca" Nº 1, Cuervo Blanco Ediciones. "Cajamarca: caminos de poesía" (2004) de la poeta Socorro Barrantes Zurita, Literatura de Cajamarca de  Manuel Rodríguez Gutiérrez Diciembre, 2008. Es miembro de la Asociación de Poetas y Escritores de Cajamarca (APECAJ), participó en los  Festivales de Poesía "El Patio Azul II,III,VI,V,VI Y VII desarrollado en Cajamarca y en el Festival Internacional de Poesía Arnulfo Vásquez Vásquez-Bambamarca (2008) Participó en el Festival Internacional de Poetas 2008 en la Universidad Laica Eloy Alfaro de Manabí (Ecuador).

Participó en el II Festival Internacional de Poesía José Rodríguez Vásquez –Bambamarca 2009.

Participó en el IX Encuentro de Escritores Manuel Jesús Baquerizo en San Pedro de Lloc (20109.

Participó en el X Encuentro Internacional de Poetas y Escritores en Jesús -Cajamarca 2010 "Socorro Barrantes Zurita".

Recientemente ha publicado Cantata a San Miguel, Paideia;  y Teluria y ensueños, esta última en un tiraje de mil ejemplares, con el auspicio del Municipio Sanmiguelino, para su distribución gratuita en las escuelas de San Miguel.

En pocos días, nos entregará tres antologías de narrativa: Encender Palabras, sin apagar culturas (de Cajamarca, Celendín y San Miguel) en un tiraje de seis mil ejemplares, para su distribución en escuelas rurales de estas tres provincias, con el auspicio de la Organización de Estados Iberoamericanos (OEI).

Ir al inicio


Ir a Presentación    Ir a Página Literaria    Mitos, cuentos, leyendas y narraciones