CANTARES DE MUJER

 

Presentación      Cantares de Mujer

 

 

 JUAN RIVERA SAAVEDRA, MARY OSCÁTEGUI

 

 

Juan Rivera Saavedra (Lima 4 de septiembre de 1930; Lima 25 de mayo de 2021).  Escritor, dramaturgo y docente universitario peruano, autor de más de 200 piezas de teatro; catalogado como el más prolífico autor teatral del Perú. Autor de numerosos cuentos, textos sobre la historia del teatro peruano y manuales sobre el arte dramático.  Con Isabel Tosi Bello, tuvo cuatro hijos.  En 1994 empezó a tener una relación de pareja con la actriz Mary Oscátegui. Con ella formó el grupo de teatro Pegaso, enseñaron juntos en la ENSAD y dictaron talleres en casa. En 2019 sufre un derrame cerebral y un cuadro de neumonía. Tras estar un tiempo internado, fue trasladado a una clínica para su recuperación. Luego de ser dado de alta, sus hijos decidieron internarlo en un hogar geriátrico. Se produjo entonces una disputa entre los hijos y la pareja del dramaturgo, Mary Oscátegui, quien deseaba cuidarlo en casa.  (Tomado de Wikipedia)

  Casi siempre hay dos razones, que dicen tener la razón.  Dos fuegos que arrasan la armonía, la ternura, el amor.  Un día perdido en la oscuridad, en los párpados de los ojos cerrados de los hijos, al no querer entender que JUAN y MARY, se hallaron para no separarse jamás.  Estos hijos, hurgaron justificaciones, maneras oscuras para separarlos, aprovechando la enfermedad de su padre, vislumbraron en esa dolorosa ocurrencia, la oportunidad, de separarlos definitivamente, recluido en una lejana Casa de Reposo. Solito rumiaba los dolores físicos y la honda tristeza de verse separado de la mujer amiga que lo acompañó por tantos años. De la mujer amante que llenaba sus sueños ávidos de tierna sensualidad.  Compañera de andanzas y de ilusiones.  Dos notables artistas amándose en escena. El escribía la obra teatral y ella interpretaba, bajo su dirección, dramas y comedias inolvidables. Juan, uno de los más grandes dramaturgos del Perú, ella artista consagrada, sabía interpretar la voz y el silencio, para transmitir la creación genial.  Cómplices a la hora de embarcarse por lugares distintos conociendo a poetas, escritores, campesinos, mujeres, jóvenes, amigos.  Ambos bebían la riqueza en estos encuentros. La sabiduría de los diversos paisajes, la malicia de la envidia, el sentimiento puro de los amaneceres, los misterios del ocaso.  Pétalos de cristales iridiscentes, cosecha de ríos y quebrachos, trascendencia y momento.  En cada espacio se acomodaban a las circunstancias, frugales en las comidas, jamás se pasaron de la raya, siempre respetuosos, sencillos, armoniosos en su pensar, sentir, en su hacer.  Tantos años juntos, queriéndose, sabiamente, para no aburrirse, para concluir unidos, cada año y comenzar uno nuevo con esperanza y creatividad, acompañada de justos reconocimientos u olvidos, la noche, la sombra…

 

 

Padres e hijos, anhelan ver felices a sus seres queridos.  Sin embargo, para los hijos de Juan su objetivo: ¡SEPARARLOS!  Cuando Juan cayó enfermo fuimos testigos de la ternura infinita, infatigable con que Mary cuidó a JUAN RISA, lo mejor posible, durmiendo en una silla a su costado, pasando horas de horas esperando verlo mejor.  Con qué pasión cuidaba Mary de su Juan.  Parece que esto no era visto como bueno.   Un nefasto día, lo desaparecieron de la noche a la mañana.  Dolor en los ojos y la vida entera de Mary.  Por muchos días no supo dónde estaba. Al fin dio con la Casa de “Reposo” ésta, en contubernio con los hijos, le negaron desde entonces, verlo. ¿Que no hizo Mary?  Algunos amigos la ayudaron en la búsqueda.  Mas, nada se pudo hacer, los separaron para siempre.  Fueron las redes sociales, las que le informaron que su Juan había partido a esa gloria desconocida y lejana.  NO pudo tomar sus manos entre las suyas y darle fuerzas para emprender el final viaje.  No pudo besar el anhelo, de amarse hasta la muerte.  Mary viene reclamando con profunda tristeza, los restos mortales de su AMADO JUAN y sólo negativas recibe.  ¡¡¡Qué crueles nos volvemos, a veces, los hijos del Señor!!!

 

¡GLORIA ETERNA AL GENIAL DRAMATURGO DEL PERÚ!

 

 

Cajamarca, 23 de marzo 20021.

 

Inicio


Presentación      Cantares de Mujer